Pasado otro plazo, Gran Bretaña y la Unión Europea dijeron el domingo que han hecho suficientes progresos en sus aparentemente interminables conversaciones sobre comercio y seguridad para continuar las negociaciones en los próximos días.

Muchos habían temido que el domingo fuera la última hora para llegar a un acuerdo de Brexit, pero las conversaciones continuarán. Las empresas de ambos lados del Canal de la Mancha, temiendo el caos en los puertos y los aranceles empinados e inmediatos, suspiraron un colectivo “¡Uf, eso estuvo cerca!”

Aún así, el Primer Ministro Boris Johnson, en un discurso televisivo, no sonaba optimista. “Me temo que todavía estamos muy distantes en algunas cosas clave”, dijo. “Pero donde hay vida hay esperanza, vamos a seguir hablando para ver qué podemos hacer. El Reino Unido ciertamente no se alejará de las conversaciones”.

Johnson advirtió que “lo más probable” es que Gran Bretaña abandone la Unión Europea sin un acuerdo, dejando que comercie en lo que el primer ministro insiste en llamar “términos australianos”, lo que en realidad significa no cumplir con las normas establecidas por la Organización Mundial del Comercio.

Europa es el mayor socio comercial de Gran Bretaña; volver a las normas de la OMC significaría impuestos, o aranceles, sobre las exportaciones vendidas al continente. El arancel promedio de la OMC es inferior al 3 por ciento. Pero para los automóviles es del 10 por ciento, y para la carne fresca – como el cordero galés – es del 38 por ciento o más.

Johnson podría haber estado luchando por su posición. O podría haber estado advirtiendo a la nación.

“Lo mejor que podemos hacer ahora, para todos, es hacer un seguimiento de todo el trabajo que se ha hecho en los últimos cuatro años y medio, una cantidad colosal de preparación en nuestros puertos, en todo el Reino Unido, para prepararnos para el comercio en los términos de la OMC”, dijo. “Hay una claridad y una simplicidad en ese enfoque que tiene sus propias ventajas. No es a donde queríamos llegar, pero si tenemos que terminar con esa solución, el Reino Unido está más que preparado”.

Por europa

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *